Informe sobre Bancos

Enero de 2021

Sobre el uso del lenguaje inclusivo en esta publicación

El uso de un lenguaje que no discrimine y que permita visibilizar todas las identidades de género es un compromiso institucional del Banco Central de la República Argentina. En esta publicación se reconoce la influencia del lenguaje sobre las ideas, los sentimientos, los modos de pensar y los esquemas de valoración.

En este documento se ha procurado evitar el lenguaje sexista y binario. Sin embargo, a fin de facilitar la lectura no se incluyen recursos como “@” o “x”.

Resumen ejecutivo

• En el inicio de 2021 el sistema financiero mantuvo elevadas coberturas de liquidez y solvencia, en un marco en el que la intermediación financiera con el sector privado se redujo en parte por la influencia de factores estacionales. A pesar del desempeño observado en enero, en una comparación interanual (i.a.) se verifican tasas reales de crecimiento de los saldos en moneda nacional de crédito al sector privado y de los depósitos de este sector, revirtiendo los registros de igual mes de 2020 y 2019.

• Como es habitual en el primer mes del año el financiamiento al sector privado en moneda nacional se redujo en términos reales, si bien acumuló un aumento de 10,6% i.a. Este desempeño interanual contrasta con lo evidenciado en igual mes de años previos (-17% i.a. y -20,6% i.a. en 2020 y 2019, respectivamente). Este incremento interanual del crédito en pesos se generó en el marco del conjunto de medidas impulsadas por el BCRA y el Poder Ejecutivo Nacional destinadas a atenuar los efectos económicos adversos del escenario de pandemia. En este sentido, por medio de la Línea de Financiamiento para la Inversión Productiva (LFIP) de MiPyMEs las entidades financieras abarcadas generaron desembolsos por $384.566 millones hasta el 22 de marzo de 2021 (19% a proyectos de inversión), con destino en 94.329 empresas. A fin de continuar estimulando el crédito a las MiPyMEs y contribuir con la inversión productiva, la reactivación económica y la creación de empleos, recientemente se prorrogó la vigencia de este instrumento, fijando un nuevo cupo hasta septiembre de 2021 bajo condiciones financieras similares.

• El ratio de irregularidad del crédito al sector privado para el sistema financiero agregado continuó descendiendo en el comienzo de 2021 hasta ubicarse en 3,8% (-2,2 p.p. i.a.), en un contexto de vigencia de la modificación transitoria sobre los parámetros para clasificar a las personas deudoras y la posibilidad de transferir cuotas impagas al final de la vida del crédito.

• Las entidades financieras en su conjunto continuaron preservando holgados niveles de previsionamiento. El saldo de previsiones representó 5,8% del crédito al sector privado en enero, levemente por debajo del mes anterior y 0,5 p.p. superior en una comparación interanual. Las previsiones totales en términos de la cartera irregular se ubicaron en 153,2% en el mes, acumulando una suba de 65,8 p.p. i.a.

• También siguiendo el patrón típico de comienzos de año, el saldo de los depósitos en pesos del sector privado se redujo en términos reales. Este desempeño fue explicado por las cuentas a la vista, en tanto que los depósitos a plazo en pesos aumentaron en términos reales en el período, con un destacado dinamismo mensual en el segmento UVA. Dado el desempeño de comienzos de 2021, el saldo real de depósitos del sector privado en pesos se expandió 23,1% i.a., con incrementos tanto en segmento a la vista como a plazo. La dinámica interanual del saldo real de los depósitos en pesos del sector privado también difiere considerablemente respecto de lo evidenciado en el comienzo de los años precedentes (-4,1% i.a. en enero de 2020 y -2,1% i.a. en enero de 2019).

• Desde niveles elevados en comparación con los últimos años, la liquidez en sentido amplio del sistema financiero se redujo levemente en enero. El indicador amplio de liquidez totalizó 64,7% de los depósitos totales. Este indicador aumentó 2,5 p.p. i.a.

• En el inicio del año aumentaron los ratios de solvencia del sector. La integración de capital (RPC) del agregado de entidades totalizó 24,4% de los activos ponderados por riesgo (APR) en enero, 1,2 p.p. por encima de diciembre pasado y 3,4 p.p. más que en enero de 2020.

• En enero el sistema financiero devengó resultados integrales en moneda homogénea levemente positivos, menores que los de cierre del 2020, continuando así con la tendencia de gradual disminución verificada en los últimos trimestres. Los resultados integrales acumulados en moneda homogénea en los últimos doce meses representaron 1,9% del activo (ROA) y 12,6% del patrimonio neto (ROE).

I. Actividad de intermediación financiera

En parte como reflejo de factores estacionales propios de comienzos de año, en el primer mes de 2021 se redujo la intermediación financiera del conjunto de entidades con el sector privado. En relación con el flujo de fondos estimado en moneda homogénea sobre el segmento de partidas en pesos,1 la reducción de la liquidez en sentido amplio y del crédito al sector privado fueron las principales fuentes de recursos para el sistema financiero en enero. Entre las aplicaciones de fondos más destacadas en el mes estuvo la disminución de los depósitos del sector privado y del sector público.2

En enero el saldo de crédito al sector privado en pesos se redujo 1,9% en términos reales entre puntas de mes (+2,1% nominal).3 Con excepción de los adelantos y de los prendarios, la disminución mensual del saldo real de financiamiento se verificó en todas las asistencias crediticias. A pesar de este desempeño, la variación interanual (i.a.) del saldo real de crédito en pesos al sector privado continuó siendo positiva y aumentando en el inicio de 2021, hasta alcanzar 10,6% sobre fines de enero (muy por encima de los desempeños interanuales de -17% y -20,6% en igual mes de 2020 y 2019 respectivamente). El aumento interanual del crédito en pesos en el inicio de 2021 resultó difundido entre los distintos grupos de entidades financieras (ver Gráfico 1),4 presentando un mayor dinamismo relativo en las privadas extranjeras. Entre las asistencias crediticias, los documentos tuvieron un destacado incremento real interanual en el marco del impulso generado por las medidas del BCRA, en tanto que las tarjetas de crédito, los adelantos y los prendarios también registraron variaciones positivas en términos reales con respecto a enero de 2020.

Gráfico 1 | Crédito al sector privado en pesos

En términos reales*

Gráfico1

Desde el surgimiento de la pandemia de COVID-19 el BCRA instrumentó e impulsó distintas asistencias crediticias para abastecer las necesidades financieras de los sectores de la población más afectados. En relación con el crédito destinado a las empresas de menor porte, la Línea de Financiamiento para la Inversión Productiva (LFIP) de MiPyMEs5 se transformó en el principal canal de financiamiento para este segmento en el marco de la emergencia. Con esta línea se buscó un alargamiento de los plazos de los créditos, así como cierta adecuación de las tasas de interés con respecto a las tasas de los programas precedentes. A través de este programa, desde su implementación y hasta el 22 de marzo de 2021 se desembolsaron $384.566 millones, de los cuales el 19% correspondieron a proyectos de inversión (Ver Gráfico 2). La cantidad de empresas beneficiarias ya ascendió a 94.329. Las entidades bancarias privadas nacionales explicaron los mayores desembolsos (39% del total), mientras que el resto se distribuyó en partes prácticamente iguales entre las entidades bancarias públicas y las privadas extranjeras.

Gráfico 2 | Línea de financiamiento para la inversión productiva (LFIP) de MiPyMEs

Gráfico2

Cabe señalar que, con el propósito de continuar estimulando el crédito a las MiPyMEs para contribuir con la reactivación económica y con la creación de empleos, recientemente el BCRA dispuso un nuevo cupo de la LFIP, manteniendo similares condiciones a las vigentes. En particular, para este cupo 2021 las entidades alcanzadas6 deberán mantener, entre el 1 de abril y el 30 de septiembre, un importe de financiaciones comprendidas equivalente al 7,5% del saldo de sus depósitos del sector privado no financiero en pesos7.8

Adicionalmente, las firmas inscriptas en el “Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción” (ATP)9 cuentan con una línea de financiamiento a tasa de interés subsidiada. Con datos hasta el 22 de marzo, a través de esta línea se otorgaron 20.929 préstamos por un monto acumulado de $14.240 millones. La cantidad de empleados que han cobrado parte de su sueldo con estos recursos ascendió 607.789 desde el inicio del programa de financiamiento.

Las personas que desempeñan su actividad bajo la forma de autónomos y/o monotributistas cuentan con líneas de préstamos especiales. Por un lado, a través del programa denominado “línea de créditos a tasa cero”10 desde su inicio (mediados de mayo de 2020) y hasta el 22 de marzo de 2021 se llevan otorgado $66.478 millones. A raíz de este programa se emitieron 249.325 nuevas tarjetas de crédito, siendo así un mecanismo que favorece la inclusión financiera. Por otro lado, a través del programa denominado “línea de créditos a tasa cero cultura”11 se otorgaron $308 millones, en un total de 2.924 préstamos.

En enero el crédito en moneda extranjera al sector privado se redujo 6% —en moneda de origen—. Consecuentemente, el saldo real total (en moneda nacional y extranjera) de financiamiento al sector privado disminuyó 2,5% con respecto a diciembre pasado (-2,1% i.a).

Al considerar el fondeo del sistema financiero, en enero el saldo de los depósitos en pesos del sector privado se redujo 1,9% real (+2,1% nominal), variación que se verificó en el marco de la estacionalidad propia del período. Este desempeño fue explicado por las cuentas a la vista, que disminuyeron 6,1% real en el mes (-2,3% nominal). Por su parte, los depósitos a plazo en pesos aumentaron 3,4% en términos reales en el período (7,6% nominal) (ver Gráfico 3), con un destacado dinamismo mensual en el segmento UVA (+17,4% real para aquellos con cancelación anticipada y 12,7% real para los tradicionales).12

Gráfico 3 | Saldo de depósitos del sector privado en pesos

Variación mensual - En términos reales*

Gráfico3

Como reflejo de este desempeño mensual, en el comienzo de 2021 aumentó la relación entre el saldo de depósitos a plazo y el saldo de las cuentas a la vista del sector privado en moneda nacional (ver Gráfico 4) en un contexto en el que las tasas de interés operadas de política monetaria se mantuvieron estables, al igual que las tasas de interés pasivas nominales operadas.

Gráfico 4 | Tasas de interés y depósitos en pesos*

Gráfico4

Por su parte, los depósitos en moneda extranjera del sector privado se redujeron 1,9% —en moneda de origen— en enero. Así, el saldo de los depósitos totales del sector privado (en moneda nacional y extranjera) disminuyó 2% real respecto a diciembre, si bien acumuló un aumento de 13,6% i.a.

Teniendo en cuenta una comparación interanual, el saldo real de depósitos en pesos del sector privado se expandió 23,1% (+70,5% i.a. nominal), mientras que el saldo real de los depósitos en igual denominación del sector público aumentó 40,8% i.a. real (+95,1% i.a. nominal). De esta manera, los depósitos en pesos totales (incluyendo sectores público y privado) crecieron 25,1% i.a. en términos reales (+73,4% i.a. nominal). Finalmente, el saldo real de los depósitos totales en el sistema financiero (todos los sectores y monedas) aumentó en enero 16,3% i.a.

II. Composición agregada de la hoja de balance

En enero el activo total del sistema financiero se redujo 2,1% en términos reales (+1,9% nominal), con un desempeño similar en los distintos grupos de entidades (ver Gráfico 5). En una comparación interanual, el activo del sector acumuló un incremento de 10,4%, con un mayor dinamismo relativo en las entidades bancarias públicas y en las privadas nacionales.

Gráfico 5 | Saldo de activo total

En términos reales*

Gráfico5

En términos de los componentes del activo total del sistema financiero, en enero lo más destacado fue el incremento de la relevancia del saldo de las cuentas corrientes en el BCRA tanto en moneda nacional como extranjera (ver Gráfico 6). Como contrapartida, con respecto al cierre de 2020 se achicó la importancia relativa en el activo total de la tenencia de instrumentos del BCRA y del crédito al sector público. Con relación al fondeo del sector, en el primer mes del año los depósitos a plazo del sector privado en moneda nacional y el patrimonio neto aumentaron su ponderación en el total (ver Gráfico 7), mientras que las cuentas a la vista del sector privado en pesos redujeron su participación relativa.

Gráfico 6 | Composición del activo total

Sistema financiero - Participación %

Gráfico6

Gráfico 7 | Composición del fondeo total del sistema

En % del fondeo total (pasivo + patrimonio neto)

Gráfico7

En el primer mes de 2021 los activos en moneda extranjera del sistema financiero representaron 19,6% del activo total, sin cambios significativos con respecto al cierre de 2020 y 4 p.p. menos que en enero de 2020. Por su parte, los pasivos en igual denominación totalizaron 17,7% del fondeo total (pasivo y patrimonio neto), manteniéndose sin modificaciones de magnitud respecto al nivel de diciembre de 2020 y acumulando una reducción de 4,6 p.p. i.a. Al considerar de forma adicional las operaciones de compra/venta a término de moneda extranjera —fuera de balance— que efectúan las entidades financieras en su conjunto, el diferencial entre activos y pasivos en esta denominación alcanzó 12,3% de la integración de capital regulatorio en enero, cayendo 1,3 p.p. con respecto al nivel de diciembre de 2020. De esta manera, en el marco de la normativa macroprudencial vigente dicho diferencial se mantiene por debajo del promedio evidenciado en los últimos años (ver Gráfico 8).

Gráfico 8 | Activo ME – Pasivo ME + Posición a término ME (Sistema financiero)

Gráfico8

III. Calidad de cartera

En enero la exposición bruta del sistema financiero al sector privado (contemplando moneda nacional y extranjera) se ubicó en 33,2% del activo total, levemente por debajo del valor del mes anterior.13 El ratio totalizó 28,9% al considerar solo el financiamiento en pesos, algo por encima de diciembre y sin cambios significativos con respecto al mismo mes del año anterior (ver Gráfico 9). Por su parte, el crédito al sector privado en moneda extranjera continuó disminuyendo su ponderación en el activo total, en línea con el desempeño observado en los últimos años.

Gráfico 9 | Saldo de crédito al sector privado / Activo

Gráfico9

La concentración de las personas deudoras del sector privado en el sistema financiero siguió siendo moderada en el inicio de 2021.14 La participación de las principales personas (jurídicas y humanas) deudoras en la cartera total vino gradualmente descendiendo,15 luego del máximo alcanzado en agosto de 2019. En particular, las 100 y 50 principales personas deudores del sector privado en el agregado del sistema financiero representaron 17% y 13,6% del saldo total de créditos a enero (ver Gráfico 10), 1,5 p.p. y 0,8 p.p. por debajo del mismo mes del año anterior, respectivamente.

Gráfico 10 | Participación en el saldo total de crédito al sector privado de las principales personas deudoras

Gráfico10

En un escenario en el que se mantiene la modificación transitoria de los parámetros para clasificar a las personas deudoras y la posibilidad de transferir cuotas impagas al final de la vida del crédito —devengándose sólo intereses compensatorios16— para aliviar la carga financiera de las personas ante el escenario de pandemia, el ratio de irregularidad del crédito al sector privado para el sistema financiero agregado continuó descendiendo hasta ubicarse en 3,8% en el mes, 0,1 p.p. menos que en el cierre del año anterior (-2,2 p.p. i.a.) (ver Gráfico 11). Esta caída continúa siendo generalizada entre los distintos grupos de entidades financieras.

Gráfico 11 | Irregularidad del crédito al sector privado

Financiaciones irregulares / Financiaciones totales (%)

Gráfico11

La morosidad de los préstamos a las familias se ubicó en 1,8%, levemente por debajo del mes anterior (-2,4 p.p. i.a.), con una reducción en el ratio de irregularidad de todas las asistencias crediticias salvo en tarjetas de crédito (ver Gráfico 12). En cuanto al crédito a las empresas, la irregularidad se ubicó en 5,6% del total, con un descenso mensual similar al verificado en el segmento a familias (-2,3 p.p. i.a.). Como ha venido ocurriendo en los últimos meses, el descenso del indicador de morosidad fue generalizado entre las líneas de crédito, con excepción de las prefinanciaciones a las exportaciones.

Gráfico 12 | Irregularidad del Crédito al sector privado

Financiaciones irregulares / Financiaciones totales (%)

Gráfico12

Las entidades financieras en su conjunto continuaron preservando holgados niveles de previsionamiento. Las previsiones representaron 5,8% del crédito total al sector privado en enero, levemente por debajo del mes anterior (+0,5 p.p. i.a.). Las previsiones totales en términos de la cartera irregular se ubicaron en 153,2% en el mes, 2,1, p.p. más que en diciembre (y +65,8 p.p. i.a.) (ver Gráfico 13). A su vez, el saldo de previsiones regulatorias atribuibles a la cartera irregular (siguiendo los criterios de las normas de previsiones mínimas regulatorias por riesgo de incobrabilidad) totalizó 126,4% de dicha cartera en enero.

Gráfico 13 | Crédito al sector privado y previsiones

Por grupo de entidades

Gráfico13

La relación entre el capital regulatorio y el crédito al sector privado neto de previsiones permite tener una idea general del nivel de resistencia del sector frente a eventuales escenarios de materialización del riesgo de contraparte. Este cociente se ubicó en 43,4% a nivel sistémico en enero (3,1 p.p. más que en el mes pasado y 8,2 p.p. i.a.), siendo un registro elevado en comparación con el promedio de los últimos 10 años (25,5%).

IV. Liquidez y solvencia

Desde niveles relativamente elevados en comparación con los últimos 15 años, la liquidez amplia del conjunto de entidades se redujo levemente en enero. El ratio amplio de liquidez17 se ubicó en 64,7% de los depósitos totales (59,4% para el segmento en pesos y 86,5% para las partidas en moneda extranjera), 0,3 p.p. menos con respecto a fines del año anterior (-0,7 p.p. y +1,5 p.p. para las partidas en moneda local y en moneda extranjera, respectivamente) (ver Gráfico 14). Dentro del segmento en pesos, en el mes se redujo la participación de los pases netos con el BCRA, y aumentó la relevancia del saldo en cuenta corriente que las entidades tienen en esta Institución. En los últimos 12 meses a enero, el indicador amplio de liquidez aumentó 2,5 p.p. de los depósitos, con un comportamiento disímil por moneda: incremento de 19,1 p.p. i.a. en el segmento en moneda extranjera y reducción de 1,1 p.p. i.a. en el segmento en pesos.

Gráfico 14 | Liquidez del sistema financiero

En % de los depósitos

Gráfico14

A nivel agregado, en el inicio del año el sistema financiero local continuó superando holgadamente los estándares internacionales en materia de liquidez. El Ratio de Cobertura de Liquidez (LCR, con información a enero 2021) y el Ratio de Fondeo Neto Estable (NSFR, con datos a septiembre de 2020)—18,19 se ubicaron en niveles que prácticamente duplican a los mínimos exigidos para el grupo de entidades obligadas localmente (Grupo A).

Respecto a los ratios de solvencia de las entidades financieras en su conjunto, en enero aumentó la integración de capital (RPC) en términos de los activos ponderados por riesgo (APR) (ver Gráfico 15). A excepción de las EFNB, todos los grupos de entidades incrementaron este ratio en el mes, ascendiendo a 24,4% para todo el sistema (+1,2 p.p. mensual). La posición de capital (RPC neta de la exigencia normativa) del sector aumentó 16 p.p. de la exigencia en el mes hasta 192%. En términos interanuales, el capital regulatorio y la posición de capital del sistema financiero agregado se expandieron 3,4 p.p. de los APR y 54 p.p. de la exigencia regulatoria respectivamente.

Gráfico 15 | Integración de capital regulatorio

Por grupo de entidad financiera

Gráfico15

En cuanto a los ratios de rentabilidad del sistema financiero, en enero los resultados totales integrales en moneda homogénea fueron levemente positivos y menores que los registrados al cierre de 2020, continuando con una tendencia de gradual disminución que viene observándose en los últimos trimestres (ver Gráfico 16). Por su parte, en el acumulado de doce meses a enero, los resultados totales integrales en moneda homogénea fueron equivalentes a 1,9% del activo (ROA) y 12,6% del patrimonio neto (ROE).

Gráfico 16 | Resultado total integral en moneda homogénea del sistema financiero

Gráfico16

El margen financiero del agregado de entidades alcanzó 11% del activo en el acumulado entre febrero de 2020 y enero de 2021. Tal como viene sucediendo en los últimos meses, los ingresos por intereses por préstamos y los resultados por títulos valores resultaron los rubros más relevantes del margen financiero (8,3% y 8,2% del activo, respectivamente). Los intereses pagados por depósitos siguen siendo los principales egresos financieros del sector en el período (9% del activo). Por su parte, entre los conceptos no financieros se destacaron los resultados por servicios como generadores de recursos (1,8% del activo), mientras que los gastos de administración (6,6% del activo) y cargos por incobrabilidad (1,6% del activo) fueron las principales erogaciones en el acumulado de doce meses.

De acuerdo con la estimación de las tasas de interés implícitas nominales que surgen de los principales activos y pasivos en moneda nacional,20 21 en el último bimestre (tomando diciembre de 2020 y enero de 2021) el aumento del costo de fondeo por depósitos resultó levemente mayor al incremento de la tasa de interés activa (ver Gráfico 17). Como consecuencia, el diferencial entre ambos conceptos se redujo ligeramente en el período. En una comparación interanual también se estima una disminución del spread implícito de tasas de interés nominales en moneda nacional. La trayectoria de las tasas de interés implícitas se dio en contextos inflacionarios distintos. Al escindir el efecto estimado de la suba del nivel general de precios, el diferencial entre la tasa de interés activa y el costo de fondeo presentó también un patrón de disminución.

Gráfico 17 | Tasas de interés nominales implícitas estimadas (anualizadas) para el sistema financiero

Gráfico17

V. Sistema de pagos

En el comienzo de 2021 los medios de pago electrónicos continuaron ganando relevancia en las transacciones habituales de empresas y familias. En particular, las transferencias totales en pesos (inmediatas y con acreditación en 24 horas) efectuadas durante febrero de 2021 (última información disponible), si bien disminuyeron respecto al mes anterior en el marco de factores estacionales, continuaron registrando un importante crecimiento en una comparación interanual (66,6% en cantidades y 31,9% en montos reales, ver Gráfico 18). Esta dinámica de las transferencias totales se reflejó en el mayor peso que tuvieron en las transacciones habituales de la economía: se estima que el monto operado mediante transferencias totales fue equivalente al casi 44% del PIB en febrero de 2021, creciendo 15,4 p.p. en una comparación interanual. Cabe mencionar que en febrero el 88% de la cantidad de operaciones y el 76% del valor en montos reales de las transferencias totales en pesos fue explicado por el segmento que se efectúa con acreditación inmediata.

Gráfico 18 | Transferencias totales en pesos (inmediatas y con acreditación en 24 horas

Gráfico18

También presentaron cierta estacionalidad las operaciones con tarjetas de débito a enero (última información disponible) al disminuir con relación a diciembre 2020. En comparación al mismo mes del año anterior, las operaciones con tarjetas de débito aumentaron 26% en cantidades y 35,8% en montos reales (ver Gráfico 19), ya sea en su modalidad presencial como en el canal electrónico. Cabe destacar el dinamismo evidenciado en el formato electrónico: +219% i.a. en cantidades hasta explicar 26,3% del total de operaciones y +280% i.a. en montos reales hasta abarcar 27,4% del monto total. De esta manera, se estima que el monto de las operaciones con tarjeta de débito representó 9% del PIB en el inicio del año, aumentando 3,1 p.p. respecto al mismo mes de 2020.

Gráfico 19 | Operaciones con tarjeta de débito

Gráfico19

En cuanto a las extracciones de efectivo mediante el uso de cajeros automáticos, en enero (última información disponible) se registraron menores operaciones que en diciembre pasado (-22% en cantidades y -27% en montos reales), en línea con la estacionalidad que suele mostrar cada fin de año (ver Gráfico 20). Cabe recordar que el BCRA dispuso oportunamente la gratuidad en el uso de cajeros automáticos en simultáneo con el inicio del aislamiento social obligatorio y preventivo (ASPO). Adicionalmente, en ese momento se amplió la disponibilidad de efectivo en los cajeros automáticos, estableciéndose que los mismos debían admitir extracciones de, por lo menos, $15.000 acumulado diario por persona usuaria. Estas medidas estuvieron en línea con un conjunto de acciones que buscaron en ese momento reducir el traslado de las personas al acotar la distancia y las veces que tenían que acudir a un cajero automático para conseguir dinero en efectivo. La gratuidad del uso de las redes de cajeros se mantiene hasta el 31 de marzo para todas las personas usuarias del sistema financiero. A partir de esa fecha, solo las personas titulares de tarjetas de débito asociadas a cuentas sueldo, pago de jubilaciones o planes sociales podrán seguir utilizando sin costo alguno cualquier cajero, sin importar a qué banco o red pertenecen. Con relación al promedio de los últimos 12 meses, el retiro de efectivo a través de cajeros automáticos se mantuvo por debajo de dicho registro en enero (-4% en cantidades y -6,3% en montos reales). Con relación al mismo mes del año anterior, las extracciones disminuyeron en cantidades (-8%) y aumentaron en montos reales (16,7%), incrementándose el monto promedio de cada retiro medido en moneda constante (+$1.145, hasta $5.418 por extracción a precios de enero de 2021).

Gráfico 20 | Extracciones en efectivo

Gráfico20

Con respecto a las operaciones mediante cheques, durante febrero (última información disponible) se redujo la compensación total respecto al mes previo. En comparación al mismo mes del año anterior, la compensación de cheques también disminuyó en cantidades (-25,2%) y en montos reales (-11,2%). De esta manera, la ponderación del uso del cheque como medio de pago continuó disminuyendo. Se estima que el monto compensado de cheques durante febrero de 2021 fue equivalente a 26,1% del PIB, cayendo 1,3 p.p. en una comparación interanual (ver Gráfico 21). Dentro de este segmento, los Echeqs fueron ganando participación de forma paulatina hasta explicar cerca de 36% del monto total compensado durante febrero.

Gráfico 21 | Compensación de cheques

Gráfico21

En febrero el ratio de rechazos de cheques por falta de fondos en términos del total compensado disminuyó respecto al mes anterior tanto en cantidades (-0,04 p.p., con un nivel de 0,59%) como en montos (-0,02 p.p., con un nivel de 0,41%), situándose por debajo de los niveles correspondientes al mismo mes del año anterior (con caída de 0,23 p.p. y 0,27 p.p. en cantidades y montos respectivamente, ver Gráfico 22).

Gráfico 22 | Rechazo de cheques por falta de fondos

Gráfico22

Referencias

1 Diferencias de saldos de balance expresadas en moneda homogénea.

2 Teniendo en cuenta el segmento de partidas en moneda extranjera —expresadas en moneda de origen—, en enero la disminución de las financiaciones al sector privado fue el origen de recursos más importante del conjunto de entidades financieras. Por su parte, la reducción de los depósitos del sector privado fue la aplicación de fondos más destacada en el período.

3 Incluye ajustes de capital e intereses devengados.

4 A lo largo del Informe, cuando se haga referencia a grupos de entidades financieras privadas (nacionales y/o extranjeras) y públicas corresponde a entidades bancarias. A las entidades no bancarias se las mencionará como “EFNB”.

5 Para mayor detalle ver Comunicación “A” "7140" y modificatorias.

6 Las entidades alcanzadas son aquellas comprendidas en el grupo “A” al 1 de abril de 2021 y aquellas que —no comprendidas en dicho grupo— operen como agentes financieros de los gobiernos Nacional, provinciales, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y/o municipales.

7 Dicho porcentaje se reduce un 25% para para aquellas entidades financieras que no integran el grupo A.

8 Ver Comunicación “A” "7240"

9 Para mayor detalle ver Comunicación “A” "7082" y Comunicación “A” "7102".

10 Para mayor detalle ver Comunicación “A” "6993".

11 Para mayor detalle ver Comunicación “A” "7082".

12 Cabe considerar que, a pesar de este dinamismo, el saldo de los depósitos a plazo en UVA del sector privado aún presenta una baja relevancia a nivel a agregado, alcanzando sólo a 1,5% del saldo total de depósitos en moneda nacional del sector privado.

13 El ratio resulta 2 p.p. menor al netear las previsiones totales del saldo de crédito al sector privado

14 Debe considerarse que el marco regulatorio local cuenta con un conjunto de normas que buscan propiciar la diversificación de la cartera de deudores de las entidades financieras. De esta forma, se busca evitar situaciones de excesiva exposición de un banco a clientes individuales que puedan aumentar marcadamente los niveles de riesgo de crédito asumidos y, potencialmente, afectar adversamente su capital. Ver Texto Ordenado sobre "“Grandes exposiciones al riesgo de crédito”" y Apartado 5 del "“IEF”" de Segundo Semestre de 2019.

15 Contemplando el saldo de crédito de los deudores en todo el sistema financiero.

16 Comunicación “A” "6938", Comunicación “A” "7107", Comunicación “A” "7181", y Punto 2.1.1. del Texto Ordenado "“Servicios Financieros en el marco de la Emergencia Sanitaria Dispuesta por el Decreto N° 260/2020 CORONAVIRUS (COVID-19)”".

17 Considera disponibilidades, integración de efectivo mínimo e instrumentos del BCRA, en moneda nacional y extranjera.

18 El LCR considera la liquidez disponible para hacer frente a una potencial salida de fondos ante un eventual escenario de estrés en el corto plazo. Ver Texto Ordenado —TO— "“Ratio de Cobertura de Liquidez”".

19 El NSFR tiene en cuenta la disponibilidad de fondeo estable de las entidades, en línea con los plazos de los negocios al que se aplica. Ver TO "“Ratio de Fondeo Neto Estable”".

20 Para el cálculo de las tasas de interés implícitas no se consideran conceptos tales como gastos de administración, egresos impositivos, costo de capital ni otros componentes asociados a cobertura por riesgos intrínsecos a la operatoria de intermediación financiera.

21Las tasas de interés implícitas se estiman acumulando los flujos de los últimos 2 meses y se anualizan. Para mayor detalle respecto de la metodología de cálculo, ver ediciones anteriores del Informe sobre Bancos.



El BCRA es el Banco Central de la República Argentina. No ofrece servicios bancarios o financieros al público en general.

Para acceder de manera segura con certificados válidos, ingresar al sitio web usando https://www.bcra.gob.ar.

Para una correcta visualización de este sitio, utilizar los navegadores Google Chrome, Firefox versión 47.0.1, Safari o Internet Explorer (versión 9 en adelante sobre Windows 10).

Copyright 2006-2021 © | Banco Central de la República Argentina | Todos los derechos reservados